AGENDA DE ORACIÓN

• Desatamos la bendición de Dios sobre cada parte del territorio Paraguayo, en el nombre poderoso de Jesús declaramos que su tierra es sanada y todo principado que haya tratado de tomar control sobre la nación es despojado de toda autoridad y dominio por el poder del Espíritu Santo. Paraguay le pertenece a Cristo y sobre el país solamente el Señor gobierna.
• Atamos todo poder de las tinieblas y toda palabra dada contra el territorio paraguayo que haya tratado de entorpecer los planes y el propósito de Dios sobre la nación. Declaramos que este es el tiempo en que el camino se hace espacioso y la palabra del Señor reverdecerá en cada rincón de Paraguay.
• Declaramos que el Señor viene limpiando los aires y preparando Paraguay para la gira Activa Paraguay 2016, que su Santo Espíritu llene cada lugar; así como las Rutas que cada Equipo va a recorrer para ungir la tierra. Que el Señor pueda moverse con libertad en toda la nación.
• Oramos por todos los intercesores que se unen día a día a orar por la nación por este proyecto y declaramos que el Señor dará dirección y fuerza para desatar con sus bocas palabra de lo alto que traiga bendición a la nación y también a sus hogares al dejarse usar como instrumentos del Altísimo.
• Declaramos que una cobertura especial viene sobre cada hombre y mujer que participará de una u otra forma en este Proyecto, aro de fuego sea puesto a su alrededor y protección vengan para ellos y sus familias, en especial al Equipo Internacional que irá tocando los sitios señalados por el Espíritu Santo.
• Por los colaboradores para este proyecto: Intercesores, Líderes, Equipos de trabajo, Pastores, Profetas, Apóstoles y todo el pueblo de Dios que se sumará a la tarea para derribar toda obra de las tinieblas en Paraguay y desatar bendición en cada espacio de este país.
• Anulamos todo plan y palabra de maldición que haya sido enviada contra el Equipo y los hermanos que se unan a esta misión que ha nacido en el corazón del Señor, atamos todo espíritu demoníaco de enfermedad, de accidentes, de discordia, de cansancio, de desánimo y cualquier otro que trate de tocar a los siervos del Altísimo y así como dice en Isaías 54:17 no hay arma que pueda destruirnos, lo declaramos en el nombre de Jesús.
• Desatamos la paz de Cristo que sobrepasa todo entendimiento sobre todo el país. Atamos todo espíritu de violencia, venganza y muerte que se haya levantado en contra de la nación, lo desautorizamos y lo enviamos a los abismos en el nombre de Jesús.
• Por la protección, sabiduría, discernimiento y fuerza para todo el Equipo de trabajo de Activa Paraguay, para que Dios les guíe en cada acto y decreto profético que se haga en favor de la nación.
• Para que Dios ponga Su gracia y favor delante del Equipo y se facilite su labor durante el recorrido y en los puntos estratégicos que el Señor ha revelado en la nación, que el Señor traiga delante de Sus siervos las personas claves e idóneas para llevar a cabo esta tarea.
• Por la naturaleza y cada cosa que ocurre en ella, declaramos que Paraguay está cubierto por la Mano del Señor y que ninguna sentencia dada por las tinieblas de desastres naturales, catástrofes y muertes tendrá efecto alguno sobre su tierra y sus habitantes, todo movimiento tectónico, toda erupción, toda tormenta, huracán y cualquier otro evento de la naturaleza que atente contra el país declaramos que queda sin fuerza alguna y que no podrá herir la nación, en el nombre de Cristo.
• Por toda la nación y sus habitantes, para que el Gobierno de Dios se pueda establecer hasta en la más pequeña de sus ciudades y se debilite y caiga todo poder de las tinieblas que ha operado trayendo violencia, contienda e inseguridad.
• Por un mover grande y sobrenatural del Espíritu Santo, para que sea quitada toda venda y se destruya todo engaño de las tinieblas y de los hombres en contra del Altísimo.
• Rompemos con todo espíritu de ateísmo, toda antipatía hacia el Señor, todo orgullo y autosuficiencia.
• Declaramos una dependencia total de cada persona en la Nación hacia Dios, que un manto de arrepentimiento viene sobre cada región trayendo una gran cosecha para la Gloria del Señor. Confesamos que el Espíritu Santo atrae con lazos de amor a cada niño, niña, joven, jovencita, mujer y hombre que habite estos lugares y que ni uno solo se perderá.
• Declaramos que la juventud no se perderá, ni será seducida por el mundo, sino que tendrá una gran hambre y una sed por buscar del Señor y consagrarse para El.
• Clamamos al Señor para que traiga confianza, paz, seguridad y provisión a la nación, la presencia de Dios llene la tierra.
• Para que sea limpiada la historia de la Nación por tantos eventos que ha sufrido esta tierra y que aun el día de hoy se siguen dando que trayendo maldición a la nación y a sus habitantes, declaramos que el Espíritu Santo la limpia desde sus entrañas y que todo pacto que se ha establecido a través de las generaciones que ha venido a entorpecer el establecimiento pleno del Plan y Gobierno de Dios para la nación es cancelado y destruido, queda inoperante sobre cada rincón de nuestras tierra y sobre sus habitantes.
• Por el debilitamiento y total destrucción de los poderes demoniacos en distintas partes del país que se han establecido como punto y ciudades mágicos, para que toda influencia maligna sea atada y destruida por el Poder del Espíritu de Dios.
• Rompemos con todo pacto ancestral que se haya realizado en cualquier región que haya abierto las puertas para que aun hoy el país este atado a moveres demoniacos y declaramos que por la Sangre de Cristo todos estos acuerdos malignos son anulado y la tierra y sus habitantes son libres para Gloria del Señor.
• Rompemos con todo espíritu de religiosidad que se haya levantado y prevalecido a través de generaciones en este país, permitiendo que la Gloria que solo es de Dios no le sea dada a El, atamos al espíritu de religiosidad, de creyencerías, practicas indígenas y chamánicas y cualquier otro que se haya establecido en el país y le ordenamos salir fuera de la nación y de las vidas de sus habitantes. Declaramos en el nombre del Señor que toda venda cae, que el Señor toma su lugar en la nación, que este es el tiempo en que el corazón de los hombres y mujeres al Altísimo y toda rodilla se doblará delante de El y le alabará con corazón puro, celoso y santo.
• Para que se debilite y se destruya todo plan y estrategia que las tinieblas hayan levantado en contra de la nación: echamos fuera toda violencia, toda ruina, toda corrupción, toda avaricia y toda soberbia que haya tratado de implantarse en las esferas de poder del país y en la vida de cada hombre y mujer que habita en esta tierra.
• Por santidad en nación, para que no se llame bueno ni sea aceptado lo que no es agradable delante de los ojos del Altísimo, que venga temor de Dios sobre estas regiones y que la conducta de sus habitantes sea recta ante el Señor.
• Por los medios de comunicación, para que no sean usados más por el enemigo para traer confusión y maldad a la mente del Pueblo de todas las edades y para que haya apertura en ellos para difundir el Evangelio y la Palabra viva del Señor.
• Para que Dios tome control en lo político, social y económico, y traiga sabiduría a sus gobernantes.
• Por el desempleo, para que el Señor de forma sobrenatural brinde fuentes de trabajo a sus hijos en toda la nación.
• Por una mayor igualdad en la distribución de riquezas, para que recursos lleguen a manos de los justos y sirvan para avanzar en la obra de Jehová. ("Pero la riqueza del pecador está guardada para el justo". Prov. 13:23)
• Por Cobertura y dirección de Dios sobre el Apóstol Rony como Director del Proyecto.
• Por una envestidura sobre el Pueblo de Dios para decretar y proclamar la Palabra del Señor.
• Para que el Espíritu Santo inquiete a todo el pueblo a levantar oración y clamor por su nación.
• Pedir perdón en humillación al Señor por los pecados de la nación (homicidios, suicidios, injusticias, libertinaje, idolatría, adivinación, fornicación, hechicería, ocultismo, etc).
• Pedir a Dios por la sanidad de la tierra según 2 Crónicas 7.14
• Anular todo pacto hecho por brujos, hechiceros, ocultistas desde los lugares altos de la nación. Decretar la bendición de Dios sobre el país.
• Atar y echar fuera los principados y espíritus asignados en cada ciudad del recorrido.
• Decretar que quedan inoperantes todos sus planes y que la confusión viene sobre ellos y sobre sus diseños.